Mañana, un documental de ecología casi integral

Precedido por un importante éxito de público en Francia llega a nosotros este documental que realiza un recorrido amplio por la cuestión ecológica y sus vertientes política, económica y social. La actriz Mélanie Laurent y el activista Cyril Dion recorren el mundo para presentar alternativas a la hora de enfrentar una nueva relación con la tierra.
Las dos horas de duración permiten realizar un recorrido significativo sobre propuestas de nuevas relaciones con el mundo y los otros desde una perspectiva humanista. El origen será la agricultura como punto de partida concreto de relación con la naturaleza. Así veremos a ciudadanos de Detroit en Estados Unidos, desarrollar cultivos orgánicos en parcelas abandonadas de antiguas fábricas en el corazón de ciudad. En Normandíacomprobamos frente a los grandes monocultvos cómo es posible la permacultura, donde los cultivos se basan en la biodiversidad y la producción se realza desde una alta eficiencia energética. También vemos en Inglaterra, en el pueblo de Todmorden, como sus habitantes de forma voluntaria siembran hortalizas y árboles frutales planta en sus calles haciendo una llamada a la proximidad. En el segundo capítulo sobre la energía vemos las posibilidades de las energías renovables desde las turbinas eólicas, los paneles solares o la geotérmica en distintas experiencias de independencia energética en Islandia o en Kuthambakkam, una pequeña población al sur de la India. Frente al colapso energético presenta soluciones de gestión de residuos o de eficiencia en el consumo energético.
Si estos dos primeros capítulos están ligados a las emergencias inmediatas, en la segunda parte se abordan los temas de fondo que afectan a la ecología así economía, política y educación. Así las propuestas de monedas locales de algunos ayuntamientos o las monedas complementarias -el franco Wir en Suiza- que se alejan de la especulación de los mercados o las alternativas de asociación de pequeñas empresas a nivel local como la red encabezada por Michelle Long, dirigente de Balle (Business Alliance for Local Living Economies), una red de 35.000 pequeños empresarios locales. En lo político resalta la importancia de la democracia directa frente al intervencionismo de los poderes económicos. Y en los educativo con experiencias finlandesas basadas en las cooperación y la benevolencia más que en la competencia.
El punto de vista de “Mañana” es sugerente, más que asomarnos al abismo mostrar el valor de las alternativas que con la fuerza del ejemplo se pueden convertir en provocadoras de nuevas dinámicas y soluciones ante la crisis ecológica. El problema del documental de larga duración, 2 horas, es que su carácter exhaustivo se decanta demasiado por la palabra que llega a abrumar, perdiendo la fuerza del testimonio. Desconfía demasiado de la imagen que trata como verificación documental a la vez que insistiendo en el argumento racional de análisis y soluciones deja apenas traslucir el espíritu que mueve a las personas que están detrás de estas propuestas. El viaje de los presentadores justifica las transiciones temáticas pero no motiva el itinerario.
Se trata, pues, de un valioso material didáctico con un buen guion de contenidos que cuenta con fuerza argumentativa pero que pretendiendo convencer, no llega a emocionar. Quizás en la base está la casi ausencia de inspiración espiritual que hace que los argumentos, por más aplastantes y razonables que son, no lleguen a comunicarse con el corazón de las personas. Probablemente la propuesta de ecología integral debe ir más allá de las razones para mover las motivaciones. Las soluciones han de contar el camino de transformación de las personas. En cualquier caso, una material muy sugerente para empezar.

Peio Sánchez
Peio SánchezCine Espiritual para todosSobre el Autor.