“Hanna Arendt” de Margarethe von Trotta

• Destacamos: La oportunidad y actualidad de la reflexión sobre el mal
• Sugerida: Para los que quieran pensar aunque resulte incómodo
Intuición genial de von Trotta de rescatar de la memoria a Hannah Arent centrándose en su reflexión sobre la banalidad del mal. En el seguimiento del juicio del nazi Eichmann en Jesuralén Hannah, judía perseguida y sionista inicial, descubre que el mal se presenta bajo la apariencia de inconsciencia y su poder llega a contaminar a las propias víctimas que vejadas colaboran en el holocausto. Su mirada radical ocasiona el alejamiento de sus amigos sionistas como Jans Jonas y Kurt Blumenfeld. Solamente su esposo, su amiga la escritora Mary McCarthy y se secretaria permanecen a su lado las publicación de sus crónicas del juicio. Piensan que se ha equivocado sin embargo ella sigue creyendo en la radicalidad del bien.

Peio Sánchez RodríguezCine Espiritual para todosSobre el Autor.